La tercera fue la vencida

       

 

 

 

El Serrucho

Por Víctor Mendoza Lambert

 

La tercera fue la vencida

En efecto, ya se coció el arroz y la tercera fue la vencida, no existe más alternativa, ya se decidió y Andrés Manuel López Obrador será Presidente de México a partir del 1 de diciembre.

Son 5 largos meses en dónde los que están hacen poco y los que vendrán no pueden hacer nada. Una etapa llamada de transición en la cual pueden pasar muchas cosas. Desde calmar los ánimos, buscar acuerdos, mandar buenos mensajes a los mercados internacionales y ser prudentes.

Pero también se puede descomponer el escenario; malestar de los perdedores y que generen caos mediáticos, fuga de capitales, miedo a la nueva inversión, despido de personal para ajustar empresas y muchas cosas que no estamos exentas de ellas.

Y es aquí donde nos preguntamos ¿qué sucederá? Se tendrá la capacidad de unos y otros para buscar acuerdos y pensar en el bien común o lo que hemos visto en las últimas décadas, descomponer y desestabilizar la paz social. Por supuesto lo digo por las actitudes y acciones pasadas de López Obrador, bloqueando ciudades enteras, declarándose presidente legítimo, creando malestar social. De ahí la pregunta, sus adversarios se comportaran como él o tendrán mayor madurez, ¡eso lo veremos muy pronto!

Y lo que sigue es saber si López Obrador tendrá firmada una carta en blanco, me refiero a la mayoría en el Senado y en la Cámara de Diputados, esta parte es realmente importante para identificar el destino del país desde este momento, se tienen tendencias de ello, pero nada aún definitivo.

Si tiene a modo el Congreso seguramente que se cometerán excesos y nadie detendrá las ideas del próximo presidente, por más buenas, malas o pésimas que puedan ser.

Su único obstáculo serán los gobiernos estatales, pues en caso de que a Morena le vaya muy bien seguramente que tendrá 5 0 6 estados a su favor, el resto no lo tendrá y ahí pudiera gestarse la auténtica rivalidad.

Así las cosas en México, llega la hora de la verdad, conoceremos si la corrupción puede ser erradicada por muchos corruptos que aparecerán en el equipo del próximo Presidente, veremos si la inseguridad tiene alguna probabilidad de bajar en sus estadísticas. Y lo extraordinario, vamos a ver de qué tiempo es el bono democrático, me refiero a ese lapso que se les da a los gobernantes para dar resultados. Seguramente que no será de mucho tiempo, pues los adversarios saben bien que si quieren subsistir tendrán que pelear desde el principio.

Es hora de iniciar una nueva etapa, pero no de un nuevo México, pues nuestro país ya existe, más con sus problemas que con sus aciertos, por lo mismo, parte de lo que venga está en nuestras manos, me refiero a permitirlo o a rechazarlo.

De ida

 El gabinete de Andrés Manuel López Obrador será clave para identificar el futuro de México, es básico el equipo para saber el resultado de un proyecto político, económico y social.

De esos nombres podremos saber el comportamiento del mismo Presidente, entiendo que se han manejado muchos nombres, incluso que él los ha promovido, pero al llegar al triunfo las cosas cambian y ya veremos si los elegidos son los correctos y si personajes que tengan un buen perfil son capaces de dar buenos resultados.

La experiencia en política tiene precio y es aquí donde se ve poca, sí, poca experiencia entre los hombres y mujeres cercanos al próximo gobernante.

Esperaremos a conocer esos nombres y después conoceremos si eran los indicados.

El sector público no es fácil y las tentaciones dentro de él son realmente atractivas.

De vuelta

Las finanzas públicas, el orden social, la erradicación de la corrupción, la atención a la salud y educación son los temas básicos. Logrando algún resultado positivo en esas acciones López Obrador pudiera generar buenas expectativas y tener tiempo para ajustar medidas, de no ser así seguramente que en pocos meses existirá un desánimo y decepción y pudiera tener el efecto bumerang, donde toda esa esperanza que generó se pueda venir abajo.

Otro tema que seguramente atenderá es el de meter a la cárcel a ciertos políticos que se hayan pasado de vivos, y algunos de ellos que pudieran provocarle algún malestar en su gobierno, así que no les extrañe ni tantito que comencemos a ver en diciembre esas persecuciones que le dan oxígeno al que llega y desprestigio al que se va.

Aserrín

Ya para despedir solo decirles, cuando se aceptan las derrotas, comienzan los triunfos. En este caso, quien debe de ganar es nuestro país, de no ser así podemos perder todos.

 

Víctor Mendoza Lambert director de Grupo Entre Todos.

Correo: vmendoza1@hotmail.com

Twitter: @VictorMendozaL

Facebook: Victor Mendoza Lambert

WhatsApp: 6621768878

 

Comments

comments

Victor Mendoza102 Posts

Director de General Informativo Entre Todos

vm-foto

Tiempo de cumplir

vm-foto

Los sonorenses de confianza

vm-foto

La casa en orden…

vm-foto

Se vale soñar

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Contraseña perdida